miércoles, 18 de marzo de 2009

Siempre el primer día es dificil

Llegué a mi casa de estudios recién ayer, algunas cosas me perturbaban, el no tener el horario de clases para empezar el día miércoles, felizmente ese día no tenía clases, las cosas están calmadas ahora, pareciera que no hay preocupaciones, pero un leve latido en mi interior me dice estar alerta, esto quizás por haber leído ese libro "Manual del guerrero de la Luz" un buen libro de guía cuando se está perdido o con ganas de emprender una batalla, sencillo pero de un valor por lo tal en la simpleza, recuerdo un grupo de facebook en contra de uno de esos escritores, pero creo que no era Paulo Cohelo sino Carlos Cuauhtémoc, creo que la critica moralista de Carlos es demasiado ácida para muchas personas, aunque me cae bien, en verdad, aunque a veces no he podido ir en el cabal de su linea, pero la idea negativa es atarcarlo ¿Por qué la gente hace justamente aquello que no quiere que le hagan?

Me reuní con algunas amigas, conversamos bonito, siento que el camino es tan cuesta arriba, pero en verdad la única manera de ascender una pendiente es subirla hasta llegar a lo mas alto, no veremos si valió la pena hasta que no lleguemos hasta ese punto.
Tengo varios deseos: dibujar, escribir... estoy optimista a pesar de todo, es como debe ser, quiero poder anotar bien mis clases y por sobre todo tener la voluntad de disfrutar y acatar mis responsabilidades, eso me hará feliz, el poder cumplir con mis obligaciones de estar aquí, tengo tanto de que agradecer, de mi condición y de las personas que me rodean, no puedo defraudarlos ni defraudarme, tengo que intentarlo no con presión, sino con pasión.

Sólo el primer día cuando decides volver a pararte es duro, es como si una fuerza sobrenatural -y creo- "negativa" nos arrastrara hacía lo profundo una vez mas, es algo que se de manera recurrente, no creo que sea un designio elevado, creo elevada la voluntad para reírse de ello y darse cuenta "caray, no vas a poder jalarme, déjalo ya"

No hay comentarios:

Publicar un comentario